Venecia – La Serenissima, una belleza eterna que nunca se esfuma

Informaciones generales : Una de las ciudades más famosas del mundo, su majestad de Venecia, está ubicada al noroeste de Italia y es la capital de la región de Veneto. Está situada en el mar Adriático, con los alrededores tiene 1, 500 000 habitantes. La moneda en eso es el euro.

¿Cómo llegar?

Tienen varios tipos de transporte que los llevarán allá. Está el tren, tienen que subir en la estación Venezia-Mestre para salir en la próxima, Venezia-Santa Lucia. También están los autobuses, y en el caso de que llegan en auto, hay aparcamientos gigantes al bajar del puente, y no son caros. Si vienen en avión, tampoco están tan lejos, el aeropuerto internacional Marco Polo queda cerca de Mestre, o sea alrededores de Venecia. Y de ahí hay shuttle bus y taxi. Si no quieren caminar por la ciudad, también pueden pagar vaporetto (unos 13 euros) para que les lleven en lanchas por los canales.

¿Cómo ubicarse en la ciudad?

Una muy buena pregunta. En Venecia es imposible ubicarse. La señal de mapas se pierde, la ciudad tiene miles de canales y puentes. No intenten, no lo van a lograr. Solo disfruten de lo que ven.

¿Qué ver?

Todo. Es Venecia, la ciudad más turística de este mundo. Cada rincón de la ciudad abunda en historia y cultura. Lo que sí destaco es la basílica de San Marco, que se encuentra en la famosa y gigante piazza San Marco, entren en la basílica y ahí verán el legado del ducado de Venecia. El techo es muy rico en adornos, hasta diría que hay demasiados, porque querían mostrar la grandeza del ducado.

¿Dónde comer?

Bueno, yo recomendaría comer en Mestre, que es como un suburbio de Venecia, porque está al otro lado del puente, en la parte ontinental, porque la Venecia antigua está formada por varias islas. En Mestre tienen buena comida (es Italia, la comida está rica en todas partes) y es barato. Pero, claro, si quieren una experiencia única en Venecia, pueden comer en uno de tantos restoranes al lado de un canal, con la maravillosa vista hacia los puentes.

Vocabulario básico de italiano :

Buenos días – Buongiorno

Hasta luego/Adiós – Ciao

Gracias – Grazie

Por favor/ De nada – Prego

Números de uno a diez – uno, due, tre, quatro, cinque, sei, sette, otto, nove, dieci

A la izquierda – sinistra

A la derecha – destra

Derecho – dritto

Calle –  strada

Plaza – piazza

Comprar – comprare

Comer – mangiare

Aeropuerto – aeroporto

estación de trenes – stazione ferroviaria

¿Dónde está? – Dov’ è?

Observación personal : En el sur extremo de Italia, en Apulia, me dijeron que para ellos Venecia es la frontera italiana, es decir que más allá ya no es Italia, culturalmente visto, claro. Me pareció un tanto exagerado decir eso, pero ¿quién soy yo para contradecir? Al fin y al cabo, ellos son italianos, no yo. Además, uno simplemente no quiere contradecirles a los italianos del sur. Créenme, saldrán perdiendo. No sé si será la frontera de Italia, pero será uno de los centros. Para mucha gente alrededor del mundo Venecia es el símbolo de lo italiano, de esa identidad y cultura tan peculiar, de una historia gloriosa, de ese encanto tan especial, tan…italiano. Y sí, efectivamente de cierta manera es así. Pero no al 100%. En realidad, yo diría que Venecia se está convirtiendo cada vez más en un producto turístico, un parque de entretenimiento gigante, preferido por tantas masas de turistas y a los que solo aspiran a serlo, por lo que por ahora se contentan con ver los fotos y videos del “Gran canale” en la tele/cel/laptop. Mientras tanto, son decenas de miles de venecianos que ya no soportan la muchedumbre y se fueron a vivir fuera de la ciudad. El descontento es tal que las autoridades decidieron introducir restricciones y reglas más estrictas para los turistas. Sin embargo, toda esta situación no influye en la amabilidad de los venecianos que trabajan en la ciudad. Se nota que desde hace siglos son comerciantes, es una tradición que continúa solo que cambia de forma. Teniendo en cuenta que hay un caos permanente en la ciudad, me asombra que se quedaran tan naturales y amenos en el comportamiento con los turistas. A pesar de tener miles de clientes al día, en los pequeños negocios a lo largo de calles estrechas, le hacen creer a uno que es justo él el que es más importante que los demás y al que le van a regalar más atención. Será un truco o algo, no sé, pero es por la gente que me sentí tan agradable en Venecia.

Hablando de las bellezas de una de las ciudades más bellas del mundo, lo que más resaltaría es la posibilidad de perderse (si uno va a pie, obviamente). Y no por la espontaneidad, romántica, eso o aquello, no. Cada persona que llega a Venecia tiene algo que ya está presente en su imaginario y que realmente quiere ver. La basílica de San Marco, el puente de los Suspiros, el palacio del duque, L’accademia, un restorán específico, una tienda de marca lujosa, un museo…siempre hay algo y lo buscamos. Pero las calles y los innumerables puentes de Venecia solo juegan con nosotros. Nos dicen plaza San Marcos 100 m y cuando nos dirigimos a esta dirección después de 15 minutos caminando unos aproximadamente 500 metros y así infinitamente. Me pasó a mí, les pasó a muchos. Ahora, lo que a mí me fascina de eso es que yo soy muy tenaz, y cuando busco algo realmente me gusta encontrarlo así que yo puse todos mis empeños en encontrar ese sitio que quería ver y entre un mapa viejo y desaliñado y un celular que perdía señal no me resultaba y me desesperé pensando que no llegaría, que tendré que irme antes de encontrar a mi meta, quería sentarme, quería llorar, estaba al límite y es eso lo que al final me encantó. En las ciudades normales es mucho más fácil ubicarse, la línea del metro, la avenida grande, el jardín ese… pero Venecia no es una ciudad normal, es una ciudad impredecible, uno tiene la sensación de que esos puentes giran de repente para desubicar a uno y hacerle comenzar desde cero. Pero, sinceramente no hay un lugar tan bonito para empezar desde cero como lo es Venecia.

P.S. Obviamente encontré ese maldito lugar que buscaba, pues no me iría desde allá sin hacerlo. Hubiera preferido quedarme como vendedora en una de las tiendas hasta conocer mejor la ciudad antes de darme por vencida.

Check my social media :
LinkedIn
Share
Instagram

Autor: Antonija Dikovic

Antonija Diković, Magíster en Letras Campos de interés : viajes, lenguas extranjeras

6 opiniones en “Venecia – La Serenissima, una belleza eterna que nunca se esfuma”

  1. Ahaa, its good discussion regarding this post at
    this place at this webpage, I have read all that, so now me also commenting here.
    I could not resist commenting. Very well written! I have been surfing online more than 2 hours today, yet I
    never found any interesting article like yours. It is pretty
    worth enough for me. In my view, if all webmasters and bloggers made good content
    as you did, the web will be much more useful than ever before.
    http://pepsi.net

  2. I blog quite often and I truly thank you for your information. This great article has
    truly peaked my interest. I’m going to take a note of your site and keep checking for new information about once per week.
    I opted in for your Feed too.

  3. Great post. I was checking continuously this blog and I am impressed!

    Very useful information specifically the last part 🙂 I care for such info a lot.
    I was seeking this certain info for a long time. Thank you and good luck.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *